Búsqueda de otros gatos







sábado, 27 de octubre de 2007

Horas

...Mario observaba entre las sombras el reloj que Lecci llevaba desde hacía tantos años entre la piel de sus bolsillos. -Lecci, es absurdo mirar la hora en un reloj sin manijas, ¿no te das cuenta? Se soltaron de la esfera.
Lecci suspiró por miedo a estallar en la hiriente sonora. -Escucha, hace mucho tiempo que los relojes traicionaron su vocación. El reloj en sí mismo no es nada, un olvido entre el recuerdo del tiempo, me ayuda a ver que aún sigo vivo aunque no lo parezca...



8 comentarios:

Yuriarwencilla dijo...

El tiempo es una invención, y a la vez, una obsesión del hombre por controlar todo aquello que le es dado, porque el paso del tiempo lleva implícito un grado de complejidad del que no somos conscientes en la niñez ni en la juventud, pero que se va haciendo latente a través del paso de los años.
Y aunque es música religiosa, el ritmo es pegadizo y la canción tiene su parte de razón ;-)
Tiempo-180º
Tiempo de reír, tiempo de llorar

Tiempo de triunfar y de fracasar

Tiempo de quererte y que te quieran
Do#m La-Si
De quedarte dentro o de venirte fuera.
Tiempo de subir a las alturas
Tiempo de buscar en la basura
Tiempo de morir, tiempo de matar
Tiempo de agarrar tiempo de soltar.
De volver atrás, convertirse en sal
De apretar los dientes, de mirar atrás
De volverse fuerte, de gritar al mar
De vaciar las manos, de ganarse el pan.
Tiempo de morder, tiempo de soltar
Tiempo de plantar, tiempo de arrasar
Tiempo de aguantar, tiempo de explotar
Tiempo de guardar, tiempo de tirar.

Carmen dijo...

"Tiempo sin tiempo", de Mario Benedetti.

¿La foto es tuya? Me encanta.

Helena dijo...

Un texto sutil y profundo, rozando la filosofía. ¡Muy bueno!

Un abrazo.

Maria Coca dijo...

Curioso... un reloj como recordatorio de una existencia. Me gusta.

Besos desde mi orilla.

Yuriarwencilla dijo...

Muchas gracias :) y no te preocupes, que en mi caso la facultad también absorve muchas de mis horas, ya sea dentro o fuera de ella, estudiando y aprendiendo.

¡Besos!

manly dijo...

Es cierto lo que dice Lecci, los relojes no valen para nada,nos engañan, si no ¿cómo se explica que haya minutos que duren horas y horas que duren minutos????

Luis Amezaga dijo...

El observador siempre tiene garantizada la vida, aunque ya las horas no mareen dando vueltas.

Fabiana dijo...

seria maravilloso poder vivir sin tiempo..
y me gusto tambien lo que dijo manly.. todo es tan relativo..
un beso, hasta pronto!